brianPalabra de Brian

Creo que fue en 1996 cuando, en la Universidad de Deusto, conocí a Brian Hall. Fue en un curso sobre su metodología de Valores (Values Technology) aplicada al tratamiento de drogodependientes y el desarrollo de equipos de terapeutas.

Me impactó esa metodología. Pero más me impactó Brian: su carisma, su intuición, su Presencia y su Palabra. Descubriéndome, en breves momentos, bloqueos internos y conflictos institucionales, como si de un gurú se tratase.


TECNOLOGÍA DE VALORES

PRESENCIA = Tener capacidad de estar con otra persona de manera que le permita reflexionar sobre sí misma, conscientemente y con claridad. Proviene de un conocimiento interno tan contagioso que invita al otro a alcanzar el mismo estado.

PALABRA = Comunicar verdades universales con tal claridad que el que escucha se haga consciente de sus limitaciones y experimente un nuevo sentido de sí mismo.

[definiciones cortas del modelo Hall-Tonna, adaptadas por Elexpuru, 2002, Universidad de Deusto]


In memoriam

Hoy, Brian, su cuerpo al menos, ya no está entre nosotros. Y yo quiero traerlo aquí con mi recuerdo personal en estas líneas. Nunca lo olvidé, aunque pasaron años hasta que al fin logré ser acreditado e incluido en su equipo mundial de consultores.

Nunca lo olvidaré. Porque pocos han tenido, como yo, la fortuna de conocer personalmente y tratar con un maestro como Brian P. Hall. Y aún menos hemos tenido el privilegio de estar entre sus últimos discípulos y recibir de él lecciones, orientaciones y valoraciones. Con prodigiosa lucidez aun en sus momentos de enfermedad avanzada. Doy gracias por ello, recordando en este día a Brian y esperando que, de algún modo, su espíritu siga iluminando nuestro camino personal y profesional.

El principio fue la Autoestima

No me resisto a compartir un par de párrafos, que he osado traducir, de su libro más difundido y representativo. En ellos Brian resumió espléndidamente y de modo vivencial su experiencia y descubrimiento de la importancia de las palabras-valor. Sirva este fragmento para difusión y humilde homenaje:

Extraido de: VALUES SHIFT. A guide to personal & organizational transformation.

En 1968 comencé en Costa Rica un trabajo que me condujo directamente a mi actual comprensión del extraordinario poder de ciertas palabras, unas palabras especiales que mis colegas y yo ahora llamamos “valores”. Fui destinado a trabajar en una pequeña misión en Barrio Cuba, habitado por casi 30.000 personas. La mayoría de ellas subsistía con apenas unos dólares a la semana, aunque en aquel momento el coste de la vida en Costa Rica superaba en un 30% al de Canadá o Estados Unidos.

Comencé a trabajar en el barrio con un modelo de desarrollo comunitario basado en valores, inspirado en el trabajo de Paulo Freire. Freire había descubierto que al enseñar a la gente a leer y escribir en su idioma mediante palabras con determinada carga emocional, no sólo adquirían habilidades lingüísticas sino que además tomaban conciencia del significado más profundo que tenían dichas palabras en su idioma. En palabras de Freire: “se concientizaban”. Lo que Freire había identificado era que ciertas palabras en el lenguaje son más importantes y poderosas que otras. Freire denominó “Palabra” al valor que hay tras este proceso, porque era una experiencia vivificante que hacía a los aprendices más conscientes de su propia opresión así como de su propio poder y potencial. En cierto sentido todos los seres humanos están oprimidos hasta que se hacen conscientes de su propio potencial creativo.

[…]

Llegados a tal punto, fuimos capaces de identificar esas dos experiencias con un término íntimamente relacionado con el hecho de ser humano: Autoestima. Este término se convertiría después en uno de los 125 valores de una exhaustiva lista que Benjamin Tonna y yo desarrollaríamos en los años siguientes…

Habíamos descubierto en esta simple palabra la experiencia de un valor fundamental en la vida de aquellas personas. La creación y desarrollo de una simple lista de palabras ocupó nuestra investigación durante los siguientes 12 años; palabras que en el lenguaje oral y escrito portan significados especiales que hacen a la gente “concienciada” o “consciente”. Esas son las que llamamos VALORES.

Print Friendly, PDF & Email
2 Responses
  1. […] Ideales que dan forma y significado a nuestras vidas. Se manifiestan en las prioridades que elegimos, las decisiones que tomamos y las acciones que emprendemos. Constituyen la base que da significado, impulsa y motiva nuestro desarrollo personal y también el de las organizaciones. (Brian P. Hall) […]

Leave a Reply

0 Compartir
Twittear
Compartir
Compartir
+1